Blog | Profesional

Higienistas Profesional

Salud periodontal durante el embarazo: qué saber y cómo actuar
Autor: Dr. Antonio Santos Alemany

En la embarazada ocurren una serie de cambios en la cavidad bucal que requieren unos cuidados orales determinados.

El embarazo no debe ser considerado como una enfermedad y no debería ser tratada como tal. Sin embargo, existen diferentes procedimientos y tratamientos dentales que pueden ser potencialmente lesivos para la madre y el feto.

  • ¿Es seguro para la embarazada acudir al dentista?
  • ¿Se pueden realizar radiografías dentales durante el embarazo?
  • ¿Es cierto que cada embarazo cuesta un diente?
  • ¿Es cierto que los vómitos del embarazo pueden dañar los dientes de la embarazada?
  • ¿Qué fármacos para el tratamiento odontológico se pueden tomar durante el embarazo y la lactancia?
  • ¿Cómo afecta el embarazo a los dientes y a las encías?
  • ¿La higiene oral deficiente de la madre durante el embarazo puede afectar de forma adversa a la salud de los recién nacidos?
  • ¿Pueden las enfermedades de las encías afectar a la salud del bebé?
  • ¿Qué efectos tiene el tratamiento periodontal en el embarazo?
  • ¿Qué puede hacer la embarazada para mantener su boca sana durante el embarazo?
  • ¿Qué recomendaciones higiene y cuidados bucales se deben dar durante el embarazo y la lactancia?

 

No solamente es seguro acudir al dentista sino que forma parte del cuidado integral durante el embarazo. Una profilaxis dental (tartrectomía) en el primer trimestre acompañada de los debidos consejos de higiene oral puede prevenir las caries y las enfermedades de las encías.

Durante el embarazo deben evitarse las radiografías de control rutinario. Sin embargo, ante una urgencia dental pueden ser necesarias. Las radiografías dentales no están contraindicadas en el embarazo.

Es un mito que cada embarazo cuesta la pérdida de un diente. El calcio que necesita el bebé procede de lo que la embarazada come y no de los dientes. Una dieta equilibrada con productos lácteos así como un suplemento de calcio si se lo recomienda su obstetra son suficientes para evitar problemas.

Los vómitos excesivos debido a las nauseas matinales así como los ácidos gástricos pueden originar una pérdida de minerales de sus dientes y favorecer la caries. La embarazada debe informar a su dentista quien le aplicará flúor en sus dientes y/o le recomendará una pasta y un colutorio de flúor para prevenir este problema.

Los cambios fisiológicos en la embarazada tienen repercusión en la absorción, distribución, niveles plasmáticos, vida media y eliminación de la mayoría de fármacos.  La mayoría de fármacos requeridos para el tratamiento dental pueden seguir utilizándose durante el embarazo. En caso de duda, consultar con el médico de cabecera o el obstetra.

A lo largo del embarazo, las mujeres sufren numerosos cambios psicológicos, físicos y hormonales. En  la cavidad oral se producen cambios como, por ejemplo, la modificación de su flora bacteriana. Estas alteraciones hacen que las embarazadas sean más propensas a padecer una serie de afecciones bucodentales. como son las caries, periodontitis y gingivitis. El embarazo en sí no causa gingivitis, sino que agrava cuadros inflamatorios preexistentes.

Hoy existe evidencia bastante clara que apoya el concepto de que la infección gingival puede jugar un papel en las complicaciones del embarazo (parto prematuro, bebés de bajo peso e incluso aborto espontáneo). La infección oral se añade a la lista de factores de riesgo posibles de parto prematuro y bebés de bajo peso.

Las mujeres embarazadas con periodontitis generalizadas tienen de 4 a 7 veces más riesgo de parto prematuro y bebés de bajo peso (Offenbacher et al., 1996;Jeffcoat et al., 2002). Las mujeres embarazadas con periodontitis tienen unas 5.56 veces más riesgo de sufrir preeclampsia (Ha et al., 2014; Conde-Agudelo et al., 2008).

El tratamiento periodontal durante el embarazo parece seguro para la madres y para el desarrollo del feto.  Las conclusiones de una reciente revisión sistemática y metanálisis de 12 ensayos randomizados (Bouton et al., 2013)  confirman que, por el momento, no es posible afirmar que el tratamiento periodontal reduzca las tasas de PP o de nacimientos de niños con bajo peso. Sin embargo, 5 de estos estudios indican que el uso diario de colutorios de clorhexidina (CHX) estaba asociado con una reducción de nacimientos pretérmino.!!!

Para mantener la boca sana en el embarazo debemos: 1. Establecer visitas con la embarazada al menos una vez durante el embarazo, aunque es recomendable una vez cada trimestre. Puede visitarse y recibir tratamiento dental en cualquier momento de su embarazo. Sin embargo, le será más cómodo hacerlo en el segundo trimestre..  2. El paciente nos explicará sus hábitos de higiene oral y saber si conoce las repercusiones de la enfermedad periodontal (EP) en el embarazo.   3. Explicar a la paciente embarazada que puede recibir tratamiento periodontal no quirúrgico y ciertas situaciones tratamiento quirúrgico y es seguro. 4. Explicar a la paciente la influencia de la salud oral y la EP en el embarazo. Dar folletos divulgativos.

 

Recomendaciones higiene y cuidados bucales que se deben dar durante el embarazo y la lactancia

 Control mecánico de la placa bacteriana (biofilm oral):

  • Cepillar sus dientes y encías con un dentífrico con flúor cuidadosamente al menos 2 veces al día.
  • Usar un cepillo suave y cabezal pequeño para evitar las naúseas.
  • Realizar la higiene oral interproximal al menos 1 vez al día

 Control químico de la placa bacteriana (biofilm oral):

  • Se recomienda un protocolo de prevención mínima consistente en colutorios  combinados de CHX al 0.12% (uso nocturno) con colutorios de fluoruro de sodio (NaF) al 0.05% (de uso en la mañana) a partir del 6 mes de embarazo y hasta el parto, en terapias de 15 días y 10 de descanso. O el uso de antisépticos como el cloruro de cetilpiridinio (CPC) que aporta seguridad y eficacia demostradas incluso durante el embarazo

 Mantenga una dieta sana:

  • Limite los alimentos azucarados a las comidas y entre horas.
  • Consuma fruta fresca en vez de zumos industriales.
  • Evite las bebidas carbonatadas.
  • En pacientes de alto riesgo cariogénico, mastique chicle sin azúcar y con xilitol.

 En caso de naúseas y vómitos frecuentes y/o halitosis (mal aliento):

  • Tome pequeñas cantidades de alimentos nutritivos y no cariogénicos (frutas, vegetales, yogur o queso) a lo largo del día.
  • Use colutorio fluorado diario.
  • Enjuáguese con agua después de cada vómito.
  • Para neutralizar el ácido del vómito, puede sugerirse hacer colutorios con una cucharadita de bicarbonato de sodio disuelto en una taza de agua.
  • En caso de halitosis, se pueden utilizar colutorios con CPC y lactato de Zinc.

 

Conclusiones 

Sin lugar a dudas, la prevención es la mejor manera de cuidar nuestra salud oral durante el embarazo. Por ello,  el Dr. Antonio Santos Alemany, experto periodoncista, recomienda que, al igual que una mujer visita a su obstetra/ginecólogo cuando plantea quedarse embarazada, también debería acudir a su odontólogo de confianza para que le realizara una revisión odontológica completa antes del embarazo. Es la mejor forma de prevenir problemas de salud oral a lo largo de la gestación.

Pero si la paciente ya está embarazada, no hay que preocuparse pues hoy en día existen medicamentos y tratamientos dentales que son perfectamente compatibles con el embarazo y la lactancia, y que no suponen ningún tipo de riesgo ni para la madre ni para el bebé. En este sentido, es fundamental que el tratamiento se realice de forma interdisciplinaria entre ginecólogo, odontólogo y paciente.

Además de visitar al dentista, recomendamos dos consejos básicos que sirven para toda la población en general pero que, en el caso de las mujeres embarazadas, son de obligado cumplimiento:

  • Una higiene dental correcta
  • Una alimentación saludable y equilibrada

Más información:

Dr. Antonio Santos Alemany

Dr. Antonio Santos Alemany

Profesor del departamento de Periodoncia de la UIC
www.periobcn.com